Ser sexualmente activo es bueno para el corazón. Las relaciones sexuales no solo aumentan nuestro ritmo cardíaco, sino que mantienen en equilibrio nuestros niveles de estrógeno y testosterona. El desequilibrio de estas hormonas provoca, por ejemplo, osteoporosis. Cuanta más frecuencia haya en las relaciones sexuales, mejor. Varios estudios han evidenciado que mantener sexo al menos dos veces por semana reduce a la mitad las posibilidades de morir de una enfermedad del corazón.
EL Y YO ERAMOS MUY UNIDOS SIEMPRE Y TODO EL DIA HABLABAMOS Y NO LA PASABAMOS PEGADOS AL TELEFONO, NUESTRA RUTINA ERA DE BUENOS DIAS Y BUENAS NOCHES SI NO PODIAMOS RESPONDERNOS EN TODO EL DIA BASTABA CON ESO, PERO ESTAS DOS SEMANAS SIENTO QUE TODO SE ME VINO ABAJO, CREEME ESTOY COMO LOCA , YA NO HABLAMOS EN TODO EL DIA, SOLO CADA QUE LE MANDO UN MENSAJE ME CONTESTA Y DE BUENA MANERA PERO HAY VECES QUE NISIQUIERA LOS VE NI LOS LEE, YA NO SE CONECTA MUY FRECUENTE, EN CUANTOA LAS VISITAS ESAS NUNCA ME FALLAN, NOS VEMOS LOS FINES DE SEMANA Y TODO ESTA PERFECTO, EL ESTA COMO SI NADA , LOS BESOS NO FALTAN, LAS CARICIAS MENOS Y PUES HACEMOS COSAS JUNTOS, PERO NO SE PORQUE ESTOY ASI EN VERDAD, CREO QUE ME ACOSTUMBRE TANTO A EL QUE PUES ESE VACIO Y DE GOLPE ME AFECTA Y DUELE MUCHO, EL NUNCA ME HA MENCIONADO PROBLEMAS CONMIGO, PERO TALVEZ EL YA NO ME QUIERE O TIENE A ALGUIEN MAS, ME CUENTA AUN QUE ES ,O QUE HARA EN LA SEMANA PARA QUE SEGUN EL YO ME DESPREOCUPE Y LO TOME CON CALMA PERO AUN ASI ESTOY EN PANICO, EL ME DIJO QUE ESTAS DOS SEMANAS POR LA ESCUELA ESTARIA ABSORTO DE TIEMPO Y QUE NO TENDRIA LITERAL TIEMPO DE NADA, LO NOTO CANSADO Y ASI Y PUES CREO QUE REALMENTE ES UN DRAMA
Hola,tengo un problema y no sabia donde consultartelo. Llevo un mes conociendo a un chico y estábamos super ilusionados y bien hasta hace dos días tuvo un problema se distanció ese día un poco y yo entre en pánico,empecé a agobiarlo mucho y el me lo decía y al siguiente día (ayer) lo mismo hasta tal punto que ya era tal el agobio que leía mis mensajes y ni me contestaba apenas me hablaba,y no se que hacer la verdad,no lo quiero perder porque encajamos a la perfección pero la he cagado y ahora no sé cómo solucionar el problema
Montse Barderi, filósofa y escritora, autora de El amor no duele, reconoce que el adjetivo “tóxico” para referirnos a una relación “ha hecho fortuna”, aunque ella prefiere hablar de buenas y malas relaciones. “Las buenas son fáciles de identificar”, afirma: “La otra persona mira por ti, por tu bienestar y felicidad. Sin esta base, por mucho que te atraiga alguien, tienes un mal pronóstico”.
Después de este tiempo, volví a quedar con él 3 días el pasado fin de semana, habíamos vuelto a hablar y teníamos ganas de vernos. Él cogió vacaciones para ver a sus padres y yo fui para verle a él antes de que él pusiera el pie en casa. De todos modos se había ofrecido para venir hasta donde estaba yo, pero pensé que sería más cómodo y fácil para él de este modo.
buen dia, hace unos dias conoci a un chico fabuloso, la primera semana fue excelente por que hablabamos todos los dias, y era demasiado especial conmigo, todo el finde estuvimos juntos, de viernes a domingo, pero el sabado a domingo estuve en un paseo con su familia, ya a esa semana estaba muy frio, me saludaba muy normal, y hablamos dia por medio, a los 8 dias le dije que a que se debia el cambio que habia tenido, me respondio que era que estaba muy embolatado con su estudio y trabajo, que me habia tenido muy descuidada, y que no iba a volver a pasar, y los primeros dias de esta tercera semana estuvo pues ahi saludandome pero nuevamente normal, no me habia dicho nada de salidas, cuando antes si me hablaba de salir con el a varios lugares, y la verdad el me intereso mucho, y no se si es que perdio el interes en mi, pues hasta el momento no he habldo con el hace dos dias, cuando lo hac me saluda y muy seco, esto fue hace poco
Mira tú por donde que yo también voy a jugar a ser "psicólogo", que parece que es la moda moralista de turno: antes te decían los curas lo que había que hacer, ahora lo hace la telebasura o los psicólogos. En una relación hay dos etapas: la primera etapa -pongamos 3 años- en la que todo es pasión, sexo, idealización del otro y todo es maravilloso y divino de la muerte; luego viene la segunda etapa -aquí es donde fracasan todas las relaciones, otras incluso antes-, que es la etapa del amor verdadero o maduro, donde descubrimos que nuestra pareja tiene miserias de todo tipo, es imperfecta, igual que todo ser humano, todos nosotros lo somos, la naturaleza humana es así de real y cruda. Aún así, si hay amor verdadero, aceptarás las miserias de tu pareja o la incapacidad de superarlas, igual que uno amar incondicionalmente a sus hijos o sus padres -bueno, algunos tampoco, las miserias son infinitas-.

Antes de seguir con las razones, es necesario explicar que, muchas veces, cuesta dejar una relación aunque veas que la historia ya no es como antes. Fundamentalmente, por tres motivos. Según explica Carpallo, primero, porque tenemos miedo a los cambios, a arriesgarnos, a salir de nuestra zona de confort. Segundo, por el miedo a no encontrar algo mejor y a pensar que 'más vale lo malo conocido que lo bueno por conocer' y tercero por el miedo a estar solos, incluso a sentirnos excluidos de los grupos sociales en los que nos movemos no como persona individual, sino en pareja.


Mantener relaciones sexuales alivia el estrés de muchas maneras. Por un lado, estar cerca de la pareja nos relaja y reduce la ansiedad. Abrazar, tocar y besar a nuestro compañero o compañera nos hace sentir bien, ya que mientras sucede la relación sexual liberamos un químico cerebral que acelera el centro del placer y la recompensa del cerebro. Además, el sexo aumenta la autoestima y la felicidad, otra buena receta anti estrés.

Yo apliqué las dos maneras y me funcionó la moderna. Fui directa y le pregunté a mi esposo que era lo que deseaba saliendo conmigo y le dije que yo no estaba en edad para jugar a la secundaria. Que yo ya había sufrido mucho y qué si sus planes no eran serios, que le agradecería me lo comunicara para tomar una decisión. ¡Y en 4 meses me casé! Obviamente yo ya había evaluado las tres advertencias, además sabía que él deseaba algo serio conmigo, me habló de hijos en el primer mes de conocerme sin siquiera ser novios y de repente me hacía bromas acerca del tema. Por eso la importancia de las advertencias, o de cualquier forma te ayuda a poder tomar una decisión y no perder tu tiempo que es lo más valioso que tienes.
Hola, me encantan tus consejos, espero estar aprendiendo de ellos. Mi situacion es la siguiente: Desde hace algun tiempo le empece a hablar a un muchacho de mi trabajo. Trabajamos en diferentes areas asi que casi no lo veo, asi que le empece a escribir por el chat, nos hicimos amigos y pues a mi me gustaba, pero solo yo iba a visitarlo de vez en cuando a su oficina y el nunca a la mia(pero el siempre me mencionaba que fuera a visitarlo). Una vez que almorzamos juntos me insinuo que fueramos al cine, pero nunca quedamos en nada y cuando yo le recorde que si ibamos me dijo una excusa para no ir. Le deje de hablar por un tiempo y ahora el me vuelve a hablar, lo que no entiendo es porque a veces me habla y espera que yo sea quien mantenga el hilo de la conversacion… y a veces empieza a tratarme de forma cariñosa. Pero nunca se pone en nada :/ . A veces me da la impresion que quiere que yo le diga algo, pero estoy segura que si lo hago el se hecha para atras.
Conocí hace un mes a un chico y pues el error fue que el mismo día estuvimos, el me busco y seguimos hablando y hemos salido varias veces, el me trata muy lindo en persona y me consiente mucho… Pero por fb es más seco y yo tambn además que ambos somos muy orgulloso, Nosotros tenemos gustos de música muy distintos peeo el ha aceptado eso y ha salido a bailar conmigo apesar de que no le guste mucho ese plan, estuve enferma una semana y me visitó y es muy atento pero todas las veces que hemos salido hemos terminado acostandonos y es porque ambos queremos…esta semana que paso el se perdió dos días y me hablo una noche que estaba haciendo unas cosas, yo no le pregunte porque no soy su novia para hacerle preguntas….y hablamos esa noche y la otra, pero ya ahora llevamos 3 días y no me habla ni nada, he llegado a pensar que esta con otra chica y ya no quiere nada conmigo.
Hola Paito!! Muchas gracias por tu lindo mensaje! Nos alegra muchísimo que te haya gustado el contenido de nuestro blog para estar leyéndolo durante ese tiempo!! 😀 eso nos emociona y motiva a seguir compartiendo más contenido de valor. Como bien dices, que importante es poder compartir cosas en común con nuestra pareja, estamos seguros que estos libros te ayudarán a entender mucho más la vida en pareja y mejorar la tuya, y esperamos que puedas leerlo con tu esposo 😉 sino igual te recomendamos que vos lo hagas. Nos gustó lo que dices de que es “divertido” el proceso de volver a unirse, porque así debe verse como personas estamos en constante cambio y debemos cuidar nuestra relación para mantenernos juntos mirando a la misma dirección. Un abrazo enorme y gracias nuevamente!!
-Detecta los primeros signos de violencia. Confía en tu intuición, acciones como: manipularte, aproximarse a ti de manera incómoda o no permitida, desconfiar constantemente de ti, no aceptar un “no” por respuesta y terminar obligándote – sutilmente o no – a que accedas a algo en contra de tu voluntad son signos claros de que está violentando tus derechos y capacidad de decisión.
La cosa cambió cuando fuimos de acampada, pasó, fue tierno y luego salvaje todo, tres días de conocernos más e intimar a la vez en la tienda. Mi mejor amiga estaba allí al segundo día con un amigo. Nos vean y tenia envidia. Me dijo: parecéis una pareja. Tengo casi 20 años y yo también lo notaba, algo empiezo a encenderse dentro de mi pero no sabia bien bien que era, solo sabia que con el me sentía libre, yo y plena en todo momento, que no me importaba nada más, que era feliz y que podía compartido todo con el, que podía hacer cosas que no me creía capaz de hacer. Volvimos de la acampada, nos dábamos besos sin más, delante de mi amiga y su amigo, nos abrazábamos con ternura y nos mirábamos con fuego en los ojos y complicidad. Al volver de allí quedamos los cuatro. Me cogío la mano de la calle, entrelazando su dedos con los míos. Me pregunté ¿Me estoy pillando de este chico de 17 años? ¡Que espanto! Hablábamos mucho, nos seguíamos llamando y cuando el me dijo t’estimo otra vez le dije: para, porque cuando dices eso tengo ganas de salir corriendo, yo no te lo he dicho nunca y me gustaría saber porque me lo dices, que es para ti esa palabra que para mi es tan especial e importante. Me dijo que me veía como alguien super especial para él, con quien podía compartirlo todo. Luego un buen día su padrastro le dijo que hablábamos mucho y que el lo tenia que cortar que no era normal. Total dejamos de llamarnos y por whatsapp todo empezó a ser horrible, broncas por chorreadas y mal entendidos. Ya no me habla como antes, porque todo se ha llenado de mierda, yo ya le he dicho que me parece que el me gusta y que se que yo a el no de la misma manera, que se que va a estar ahí para mi y yo para el pero que siento como que ahora ya no me cuenta ni la mitad de cosas o que directamente se pasa días sin abrirme a no ser que le abra yo (una chorreada como una casa pero que noto la diferencia). Se ha liado con varias otras después de lo de la acampada porque yo también le decía que quedaba con otros chicos (esta bueno, es guapo y nada tonto). Antes de ayer me dijo que se había vuelto a tirar a su ex (es un chico que el sexo no lo hace con cualquiera, solo lo ha hecho con su ex de relación de dos años y conmigo). No quiere volver con ella peor igualmente tiene su cabeza y corazón en ella. Cuando me lo dijo estalló en mi una bomba de lloros y dolor en mi pecho. Me he dado cuenta que ha despertado aquello que hacia tanto que no sentía, siento lo que sentí con mi primer amor. Eso para mi ya no es tan importante, el que sea el, pero ha despertado las ganas de desear sentirme querida, tener a alguien a mi lado que me haga sentir así, como con el, como con mi primer amor.

El problema no es hablar de tus sentimientos y que te lastimó. El problema es la FORMA en que le hablas de tus sentimientos. Hay que recordar que los hombres son diferentes a las mujeres, por lo tanto debemos de aproximarnos de la manera en la que ellos lo puedan comprender mejor: usar analogías que ellos conozcan, y mantenerse positivas, siempre con una sonrisa para que no se vea que estás mortificada y que morirías si él no "cambia".

×